¿Y el Fonden? Carlos Martín Huerta comparte interesante reflexión tras huracán Otis

Tras la desaparición del Fonden, hoy, rescatar a Acapulco tras el huracán Otis ha sido una odisea... pero, ¿qué pasará cuando un desastre ocurra en Puebla?

Noticias

Estamos viendo la desgracia de Acapulco tras el paso del huracán Otis, pero hay que ver la situación de las comunidades pobres y ante ese escenario es necesario preguntarnos aquí en Puebla, ¿cómo estamos?

No podemos olvidar que la desaparición de Fonden (Fideicomiso Fondo de Desastres Naturales), ¿cómo se le hace frente a las dimensiones de Guerrero?

Pero que nos puede pasar acá, basta recordar lo que le pasó a Zacatlán, escenarios volcánicos, sismos como el ocurrido en 2017; hay pendientes que atender, y a la fecha no se ha podido recuperar el hospital más grande que teníamos.

Hoy desde esta trinchera, ¿qué se tiene preparado para enfrentar una desgracia, sismo, erupocón del volcán, lluvia?

Ojalá que las autoridades de protección civil tengan las respuestas.

Te puede interesar: Paso del huracán Otis por Puebla deja inundaciones y daño en viviendas de varios municipios

¿Por qué eliminaron el Fonden?

México contó con un fondo en caso de desastres naturales el cual se denominaba Fonden, pero después de 25 años, terminó por desaparecer el 21 de julio de 2022. Las autoridades argumentaron que se prestaba a corrupción.

De acuerdo con el subsecretario de hacienda Gabriel Yorio, el Gobierno Federal sigue contando con recursos para atender catástrofes, pero bajo otras condiciones:

Lo que se hace más bien es que se centralice y se transfieren los recursos a los ejecutores, que pudiera ser la Sedena si se activa el Plan DN-III, o cualquier otro ejecutor como un Estado.

    Tras desaparición del Fonden, crean bono porque México es vulnerable a fenómenos naturales

    Ante un fenómeno natural y tras la desaparición del Fonden, se determinó que el 30% del Producto Interno Bruto de México se ve vulnerable a tres o más catástrofes, mientras que el 71% es vulnerable a dos fenómenos, tal como ocurrió en Acapulco, Guerrero, tras el paso del huracán Otis.

    Este bono se creó puesto que el país se ubica sobre cinco placas tectónicas y entre dos océanos, por lo que estudios han revelado que poco más del 40% de la república, y cerca de un tercio de la población, pueden sufrir temblores, erupciones volcánicas o la intensidad de un fenómeno meteorológico.

    Contenido relacionado
    ×